sábado, 25 de octubre de 2008

Pensamientos sueltos antes de cerrar los ojos.

Las ganas de correr,
una de la tarde, sol tímido
deseos de extender mis alas y volar hacia donde tú estás.

Existe el agujero negro?
Mi mente tiene un destino: tu voz
por eso los caminos de piedra se vuelven junglas,
como lianas enredándose en mis piernas, alrededor de mi cuello.

Pero mi deseo es el mismo: llegar hacia ti
te veo sonreir
el universo una vez más deja de ser importante para mí.

Ahora sólo importas tú.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

No digas esoooo......... pues se que estoy haciendo lo mejor para ambos... yo tampoco me siento bien me siento muy mal..... pero ASI NOOOO prefiero AMARTE en SILENCIO que con miedo.... no estes asiiiii

gustavopoeta dijo...

No me digas que no me sienta así.......será porque te amo? En fin, deja de preocuparte por mi estado de ánimo, ya pasará, en fin..... hasta siempre.